4 tips para trabajar con fotos

Las fotos desempeñan un papel importante a la hora de atraer o repeler la atención de la gente, tanto si se trata de un folleto como de una entrada en un blog o en las redes sociales. En las redes sociales, por ejemplo, las publicaciones con imágenes obtienen un número de clics significativamente mayor que las que no tienen ninguna imagen. No importa a qué se dedique su empresa, tarde o temprano tendrá que incluir fotos en sus diseños.

La mejor manera de hacerlo es contratando a un fotógrafo. Además de saber hacer buenas fotos, también pueden hacerte sugerencias sobre el estilo y el concepto si no estás muy seguro de lo que necesitas.

Pero, si estás empezando, contratar a un profesional puede salirse de tu presupuesto. O puede que haya surgido una oportunidad inesperada y necesites crear un diseño “para ayer” y no puedas esperar a que el fotógrafo con el que querés trabajar tenga tiempo libre. Bueno, en cualquiera de esos casos, podés hacer las fotos vos mismo, pedir ayuda a un amigo o conseguir fotos de archivo (no voy a debatir aquí sobre el uso de fotos de archivo. Ya mencioné que sugiero a contratar a un fotógrafo, pero vos sabés cuál es tu situación y qué solución te conviene más).

Independientemente del camino que elijas, aquí tienes algunos consejos a tener en cuenta a la hora de elegir fotos para tu marca.

Función:

¿Qué querés conseguir? ¿Qué tipo de foto te ayudará a conseguirlo? Asegurate de que la foto que elijas tenga resonancia entre tu público y consiga que hagan lo que pretendés.

Situación:

Teniendo en cuenta la función de la foto, ahora tenés que decidir cuál sería la mejor ubicación para esa foto. ¿Será en un entorno urbano? ¿En una oficina? Elijas lo que elijas, la foto tiene que reflejar la esencia de tu marca.

Compromiso:

Para atraer a tu público hacia tus diseños tendrás que provocar recuerdos, sentimientos o pensamientos. Una foto te ayudará a conseguirlo. Si tenés claro quién es tu cliente ideal, vas a poder crear o elegir la foto adecuada.

Dedicación:

Si es posible, no dejes la elección de la fotografía para el último momento. Si dedicás suficiente tiempo a la fotografía vas a poder crear un sistema visual coherente con tu marca y atractivo para tus clientes.

Tomate un tiempo para revisar el estilo de tu marca, determinar qué tipo de fotografías necesitás para expresar ese estilo y elegir la mejor manera de conseguir las fotos más sorprendentes para atraer a tus clientes.

¡Divertite!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top